¿Cómo empiezo a invertir?

Varios me habéis comentado vuestras inquietudes a la hora de comenzar a construir una cartera. Probablemente las dudas os asalten ya que se trata de un momento que puede ser clave, de cara a los próximos 20 o 30 años. Si acertamos, en este periodo de tiempo podemos multiplicar el capital hasta por 8 o 16 veces, mientras que si yerramos, probablemente sacaremos menos del capital inicial.

Por ejemplo, para un capital de 100.000€, puede suponer la diferencia entre jubilarnos con 1 millón de €uros, y poder "autofabricarnos" una pensión propia de unos 30 o 40.000 € al año de manera infinita, o tener que depender del Estado, y acabar con todos nuestros ahorros en 2-3 años.


Creo que nadie duda ya de la nula capacidad del Estado español para hacer frente a las futuras pensiones, lo que conllevará devaluaciones vía incremento de impuestos y congelación de salarios y pensiones durante muchos años. Al final, la única manera de compensar esa pérdida de poder adquisitivo, será a través de nuestro ahorro e inversión, pues las rentas si crecerán a mayor tasa que los impuestos. No pasará así con salarios e impuestos.


¡Vamos al grano!!

Si pudiera retroceder 20 años, desde luego no volvería a invertir en BBVA, en Telefónica ni en ninguna Blue Chip española, pese a que entonces era muy complejo invertir fuera de España, por las altísimas comisiones que se pagaban en la Banca Tradicional, y por la inexistencia de la cantidad de Brokers y competencia que tenemos hoy en día. A parte de que el desarrollo de Internet nos permite invertir en Frankfurt a través de Interactive Brokers desde nuestro propio móvil.


A día de hoy, la mejor solución, y prácticamente imbatible, incluso por el 99% de los profesionales es invertir en un ÍNDICE QUE REPLIQUE AL MUNDO, y en concreto el MSCI WORLD. Yo lo hago a través del AMUNDI MSCI WORLD AE-C, que comercializa Renta 4, y cuyo folleto os paso a continuación.


Amundi Index MSCI World AE-C (1)
.pdf
Download PDF • 70KB

El por qué de este fondo es muy sencillo. Estamos invirtiendo en las 1.600 mayores empresas de los 23 países desarrollados del mundo. Por tanto, nos irá igual de bien que le vaya al mundo, y el riesgo es prácticamente nulo, por la diversificación que conlleva. En el caso de que una empresa reduzca su tamaño o quiebre, es sustituida por otra, con lo cual el Índice se va renovando. Si en 30 años, Pepe Gotera y Otilio SA es la compañía más grande del mundo, y Microsoft ha desaparecido, la primera ocupará la primera posición y la segunda ya no estará en nuestro fondo, con lo cual siempre irá renovándose automáticamente.



Tened en cuenta que estamos diversificando por sector, país y divisa, por lo tanto, es mucho más seguro que tener el dinero en el banco o debajo del colchón, con el riesgo de que te puedan hacer un corralito o entrar a robar en tu propio hogar, y no necesariamente han de ser políticos de guante blanco...





La rentabilidad histórica del Índice desde 1969 ha sido de un 9,28%, y aunque como ya sabéis no tenemos la bola de cristal para adivinar el futuro, la rentabilidad histórica pasada ha sido excelente y muy consistente. En el futuro sabemos que será la que de el mercado, que con los tipos de interés actuales, a buen seguro, será mayor que los depósitos.


Es cierto que hay otros índices más rentables como el Nasdaq o el SP500, si bien es cierto que están muy concentrados en un solo país y/o sector. Como no sabemos, en 20 años, si USA seguirá a la vanguardia, o Europa recuperará terreno, mejor estar bien diversificaditos. Además, si queremos comprar Amazon, a parte, siempre podemos hacerlo.


Tanto en Renta4 como en MyInvestor podeis encontrar el Amundi. Para los que estais en Francia y otro país de Europa, hay que preguntar a vuestra entidad si lo tienen y cual es la custodia que os cobran. Normalmente el fondo tiene una comisión del 0,3% y entre un 0% y un 0,3% de custodia, a parte. Hay que comparar, pues a 30 años, un 0,3% supone un 3% de rentabilidad total.


La misma opción la tenéis en versión ETF (Amundi Index MSCI World UCITS ETF), que son fondos cotizados que se encuentran también disponibles. Su comisión es menor, aunque no son traspasables, es decir, si queréis llevarlo a otro fondo el día de mañana tendrias que vender y volver a comprar, pasando por la caja de la Hacienda de turno.


Otra opción, sobretodo para los amigos chilenos y americanos que nos siguen es la de Vanguard, en concreto el Vanguard Total Stock Market Index Fund, o el Developed Countries ETF, que están disponibles en distintos Brokers y bancos mundiales.


La mayoría de bancos tradicionales tienen acceso a estos productos, pues son muy conocidos, lo que pasa es que no quieren venderlos porque ganan "solo" entre el 0,1% y el 0,3%, mientras que con sus fondos donde el partícipe pierde hasta la camisa llegan a ganar más de un 2%.


La mejor manera de arrancar es poner una cantidad fija inicial, que puede ir de los 200€ a los 20.000€, por ejemplo, y programar aportaciones mensuales el día 1 de cada mes, de 50, 100 o 1000€, según las posibilidades de cada uno. Cuanto más aportemos, antes llegaremos a la Libertad Financiera.



Esta estrategia no es incompatible con otras, como comprar inmuebles en oportunidad o acumular una cartera de acciones de calidad. Espero que os haya gustado y os haya quedado claro. En caso de duda, podeis llamarme o escribirme.


Un fuerte abrazo!!


Emilio Gómez


Disclaimer: Recordad que todas las informaciones aquí vertidas son exclusivamente a titulo informativo y educativo, todos tenemos el derecho y la obligación de tomar nuestras propias decisiones, y para ello debemos leer, estudiar e informarnos bien. Nunca invirtáis en nada que no entendáis al 100% vosotros mismos.




950 vistas3 comentarios
  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon

© 2020 by Compounders